Kitesurf: un deporte a la moda

Kitesurf: un deporte a la moda 1

El kitesurf es un deporte extremo de deslizamiento sobre el agua en el que el viento propulsa una cometa de tracción (kite) unida al cuerpo a través de un arnés, para navegar con una tabla sobre las olas (wave riding) o realizar maniobras en el aire (Freestyle).

A pesar de que ya en el siglo XII ciertas comunidades de pescadores chinos e indonesios usaban cometas para arrastrar sus péquelas embarcaciones, esta modalidad deportiva data oficialmente de 1977, año en que Gijsbertus Adrianus Panhuise patentó el sistema de navegación sobre una tabla de surf traccionada por una especie de paracaídas.

Si bien para su práctica no es necesario tener un asombroso físico ni estar en los mejores años de juventud, sí que debes tener en cuenta que se trata de un deporte de riesgo, por lo que son necesarias ciertas dosis de fuerza, resistencia y coordinación.

Ello asimismo implica que aquellas personas con déficit respiratorio grave o problemas cardiovasculares no deben llevarlo a cabo, dado que la adrenalina liberada hace incrementar notoriamente la tensión arterial y el ritmo cardíaco. Tampoco está indicado para quienes sufren de lesiones graves o recurrentes de hombro o rodilla, o padezcan diabetes o no sepan nadar, debido a que cualquier incidente en alta mar podría resultar doblemente peligroso.

Con kitesurf lograrás estar en forma. En él se trabaja tanto tronco superior como inferior, evitando desequilibrios. El fortalecimiento de la zona abdominal, cuyos músculos se insertan en el pubis, redunda en una mejora física en la parte y en especial de los abductores, fundamentales en otros deportes como el atletismo o el fútbol.

Sea como fuere, siempre es recomendable someterse a un reconocimiento físico, tanto previo como periódico, a fin de constatar la capacitación para este tipo de actividad.

Entre los beneficios del kitesurf se destacan: combinar el trabajo aeróbico con la tonificación de extremidades y tronco, lo que va a contribuir a controlar el peso, moldear la figura y ganar en fuerza y resistencia física; incrementar la coordinación y el equilibrio; mejorar el sistema inmunológico; permitir una ganancia de rapidez a la hora de tomar decisiones y resolver situaciones complicadas; fomentar el respeto por la naturaleza y ofrecer la posibilidad de contemplar paisajes únicos mientras realizas ejercicio; descargar adrenalina, por lo que es un espectacular deporte anti estrés, al actuar a nivel cerebral provocando grandes dosis de bienestar; y facilitar la sociabilidad con personas que comparten los mismos intereses.

Compartir en Google Plus

Acerca de Graciana Borgarello

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios